Así se ve la mujer de 50 que dejó de sonreír a los 10 años para mantener su juventud intacta

Durante 40 años, Tess Christian de 50, no ha sonreído ni un solo día. No lo hizo porque alguna tragedia haya impactado su vida ni sienta una gran pena, sino que cuando era una niña decidió que la mejor forma de mantenerse joven era dejar de hacerlo.

Así que ahora cada vez que sale con sus amigas, asiste a una fiesta, de una película graciosa o le cuentan un chiste, mantiene su rostro estoico sin mover un músculo. Parece difícil, pero lo ha logrado.

No tengo arrugas porque me he entrenado para controlar mis músculos faciales. Ttodo el mundo pregunta si he tomado Botox, pero no lo he hecho, y sé que es gracias al hecho que no he sonreído. No he me reído o sonreído desde que era un adolescente. Mi dedicación ha valido la pena, no tengo una sola línea en mi cara”.

No es la única que está en esta cruzada, celebridades como Kim Kardashian han admitido tratar de no sonreír tanto para evitar que se formen demasiadas arrugas. Y algunos doctores creen que es una estrategia que podría funcionar.


Tess asume que es una persona vanidosa y que desea seguir siendo joven, asegura que su estrategia no es sólo más natural que el botox, sino que también mucho más afectiva y menos costosa que cremas o tratamientos de belleza.

“Sabemos esto porque es exactamente cómo funciona Botox, al reducir la actividad muscular. No sonreír es una opción de bricolaje, aunque hubiera pensado que era difícil mantener el ritmo, sin mencionar que era aburrido para tu pareja y confunde a tus hijos “.

Tess es super tajante al decir que el que no sonría cuando pasan cosas importantes, como el nacimiento de su hija, no implica que viva una vida miserable o infeliz, sino que simplemente no tiene la necesidad de mostrarlo en su rostro.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *